ASOCIACIONES

Voces por la Infancia: El Llamado de AMEFIR en el Día Internacional de los Derechos de los Niños

LOGO_ASOCIACION_AMEFIR

En conmemoración del Día Internacional de los Derechos de los Niños y Niñas, la Asociación «Martín Espejo» de Familias por la Inclusión Real (AMEFIR) de la Región de Murcia se hace presente con una importante declaración. En su nota de prensa, AMEFIR subraya la urgencia de atender y garantizar los derechos fundamentales de los más jóvenes, enfocándose en áreas críticas como la educación y la salud. Esta comunicación llega en un momento crucial, recordándonos la responsabilidad colectiva de velar por el bienestar y el desarrollo integral de los niños y niñas.

A continuación, presentamos la nota completa de AMEFIR, que detalla sus observaciones y preocupaciones, y que hace un llamado a la acción a las autoridades y a la sociedad en general para mejorar la situación de los menores en la Región de Murcia:

¿SE CUMPLEN LOS DERECHOS DE LA INFANCIA?

Logo

Hoy, 20 de noviembre, Día Internacional de los Derechos de los niños y las niñas, la Asociación “Martín Espejo” de Familias por la Inclusión Real de la Región de Murcia (AMEFIR) quiere alzar la voz en pro de los niños y niñas de nuestra comunidad, recordando a nuestros administradores regionales y locales que muchos/as de ellos/as no están siendo bien atendidos en sus centros educativos por falta de personal (docente y no docente), vulnerando de esta manera algunos de los principios rectores de la Convención sobre los Derechos del niño.

Un ejemplo de entre tantas situaciones que se están dando este curso escolar es el lento proceso para cubrir a los auxiliares técnicos educativos, lo que repercute directamente en la inclusión del alumnado con NEE, no permitiendo que se desarrolle en igualdad de condiciones que el resto de alumnado: un mes estuvo sin adjudicar un contrato de 15 horas del IES Domingo Valdevieso-Mazarron. 

Se necesitan nuevos centros educativos de primaria y secundaria en algunas ciudades de la Región, como es el caso de Los Alcázares; urge mejoras estructurales o de sombraje en los patios en numerosos centros; se precisa autobuses para menores con movilidad reducida, como en el CEE La Misericordia; hay un gran número de menores con patologías crónicas, raras y/o discapacitantes que no cuentan con enfermera escolar. 

La limitación de recursos, las ratios elevadas, y la no existencia de un plan a la diversidad, es decir, al conjunto de medidas, estrategias, metodologías, actividades y recursos, para dar respuesta a las necesidades individuales que presentan los/as alumnos/as y que debería utilizarse para garantizar el óptimo rendimiento, aprendizaje y desarrollo de los/as alumnos/as lastra  la mejora del rendimiento escolar del alumnado con NEE.

Pero también, tenemos que mencionar la insuficiencia de plazas en los CDIAT (Centros de Desarrollo Infantil y Atención Temprana)  para menores de 0-6 años diagnosticados con trastornos de desarrollo o  con riesgo de  padecerlos, cuya atención está enfocada al medio familiar, escolar y social, ralentizando su atención tan importante a edades tempranas.

En cuanto al ocio inclusivo podemos asegurar que brilla por su ausencia, aún a pesar de ser un derecho recogido tanto en la Constitución en su artículo 49, como la Convención de la Organización de Naciones Unidas (ONU) sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, así como forma parte de uno de los Derechos recogidos en la Convención sobre los Derechos de los niños y las niñas.

La Convención sobre los Derechos del Niño estipula los derechos humanos básicos que deben disfrutar los niños en todas partes, sin discriminación alguna: el derecho a la supervivencia; al desarrollo pleno; a la protección contra las influencias peligrosas, contra el maltrato y la explotación; y a la plena participación en la vida familiar, cultural y social.

La protección de la infancia en nuestra Región es un compromiso de todos y todas siendo los Gobiernos Nacionales, Regionales y Locales los encargados de velar por su bienestar, poniendo a disposición los recursos y herramientas necesarios para que crezcan y se desarrollen en entornos seguros y estables.

Por ello desde estas líneas queremos hacer un llamamiento tanto al Presidente de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, como a los/as diferentes alcaldes y alcaldesas de que, entre sus atribuciones está procurar el bienestar de toda la infancia, y en particular, la de los niños y niñas más vulnerables, porque todos ellos son ciudadanos de pleno derecho.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba